Santiago Apóstol
Fue discípulo de Jesús y, junto a su hermano Juan, el Maestro les dio el nombre de “hijos del Trueno”. Cuando sintió la llamada para seguir a Jesús, algo extraño y divino se le metió en el corazón. Le tuvo mucho amor a su Señor y no dudó en entregar su vida por el Evangelio. Santiago estuvo presente cuando Jesús devolvió la vida a la hija de Jairo y en la transfiguración en el monte Tabor.

Su cuerpo se venera en Santiago de Compostela donde miles de peregrinos de toda Europa y de otros continentes van en peregrinación. En todo el mundo cristiano existen miles y miles de iglesias dedicadas en su honor.

Oración
Señor, Jesús, que llamaste al apóstol Santiago de humilde pescador a ser uno de los doce apóstoles y le diste la fuerza de tu gracia para predicar tu Evangelio, aún al precio de su propia vida, te pedimos que sepamos imitar su ejemplo y poder alcanzar así el premio que él alcanzó. A Ti, que vives y reinas ,por los siglos de los siglos. Amén

Anuncios